En el año 1995 los sistemas normativos internos en Oaxaca fueron reconocidos en la Constitución del estado. Si bien hay un acuerdo en el cual se reconoce que sus formas sociopolíticas organizativas y electorales, y que sus prácticas rituales existían previamente a las reformas constitucionales, esta legislación ha sido considerada un hito histórico en el ámbito nacional, que ha detonado procesos socioculturales y políticos de gran importancia en la entidad y una importante discusión en torno a la implementación de políticas del reconocimiento en el país. Este libro constituye una reflexión colectiva acerca de lo que ha significado la legalización de los también llamados usos y costumbres. Las autoras y el autor se ocupan de una diversidad de fenómenos tales como los efectos de la migración internacional, los conflictos políticos y electorales, las relaciones intracomunitarias, la costumbre como un capital simbólico y político en disputa, la lucha por la autonomía, las relaciones de género y los nuevos protagonismos -especialmente de las mujeres-. También se propone un acercamiento a diferentes experiencias por las que atraviesan las poblaciones oaxaqueñas organizadas bajo un régimen sociopolítico particular, con el propósito de analizarlas a la luz de sus vivencias particulares, de su interacción con una diversidad de actores y de la coyuntura del cumplimiento de los veinte años de la primera política del reconocimiento en México.

Los dilemas de la política del reconocimiento en México

220,00$Precio